Dejar Huella

dejar huella Reconozco que es importante la imagen que mis seres queridos guardan de mí. No lo quise reconocer por no darle peso a la opinión del resto. Sin embargo, cuando se trata de mi familia, sí es relevante.

Hoy estuve reflexionando al respecto. Cuando esté ausente en este mundo, la única fuente de referencia verídica acerca de quién fui yo, serán ellos, mis seres queridos. Los más cercanos a mí.

La huella que dejo no se halla solo en mis palabras. Siento que las mentes de las personas a quien yo he tocado son también una fuente de referencia válida.

Se transforman en las personas idóneas para contarles quién soy, quién fui. Todos los días me esfuerzo por dejar mi nombre como un reflejo real de mis pasiones, reflexiones, ideas y pensamientos.